Museo de la Casa de los Tiros

  • Museo de la Casa de los Tiros

El Museo de la Casa de los Tiros, fue inaugurado el 1 de Noviembre de 1929, en un singular edificio levantado entre 1530 y 1535 tras la conquista de la ciudad. Este edificio formará parte de un populoso barrio de larga tradición histórica, el Realejo o barrio de los alfareros, al que se asoma su fachada, dando a una recoleta plaza, la del Padre Suárez, donde se rinde homenaje al actor del siglo XVIII, Isidoro Maiquez.

Concluido el pleito del Generalife en 1921, la Casa de los Tiros pasará de nuevo al Estado, decidiendo en ese momento el destino que debía dársele a la Casa, un museo de historia, biblioteca y archivo de temas locales.

Su instalación, que tuvo como resultado un particular museo difícil de tipificar, responderá al carácter interdisciplinario de todo museo local, donde se articulan la antropología, la historia y el arte, dando lugar a un ambicioso programa enciclopédico impulsado por los eruditos o mecenas locales. En este caso el artífice de ello fue Antonio Gallego Burín, que con esos criterios, diseñó una museología y museografía de fuerte carga historicista, donde los fondos son presentados como un todo, dentro de espacios escenificados.

El año 1992 va a constituir un nuevo paso en su historia, debido a la necesidad de intervenir el edificio para consolidar su estructura. Junto con la restauración, se planteó la exigencia de introducir una nueva museología, sin dejar de lado los valores que más lo habían caracterizado, la recreación ambiental en algunas de sus salas.

El edificio es conocido bajo el epígrafe “de los Tiros” por los mosquetones o tiros que asoman entre las almenas de la fachada. Gil Vázquez Rengifo, su crador, que vino con su padre a la conquista de Granada, compraría a varios propietarios un conjunto de casas que transformó en su vivienda, desarrollando en la fachada y en otras dependencias un sorprendente programa de exaltación del héroe medieval.

De la parte histórica del edificio destacan la escalera, añadida en el siglo XVIII, en la que se expone la colección de retratos reales procedente del Generalife y la sala conocida como la Cuadra Dorada, centro del programa simbólico antes citado, donde sobresalen las pinturas murales y especialmente la armadura renacentista.

Fuente: Museo Casa de los Tiros. Museos de Andalucía. Consejería de Cultura – Junta de Andalucía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>